De izquierda a derecha: Antonio Francés, alcalde de Alcoy; Francisco Mora, rector de la UPV; Joan Ribó, alcalde de Valencia; y Diana Morant, alcaldesa de Gandía. CRÉDITO: U

La Universitat Politècnica de València acogió el pasado martes, 12 de junio, el acto con
el que arrancan los 12 meses de celebración del 50 aniversario de la institución. El
evento, que tuvo lugar en el Paraninfo del campus de Vera, ha servido para reivindicar
el papel de la universidad como motor de transformación de la sociedad y, a su vez, para
rendir homenaje a las personas y corporaciones que han contribuido a su progreso.
Según indicó Francisco Mora, rector de la UPV, "para hacer frente a los retos del
mañana, para dar respuesta a las nuevas necesidades, para competir con los mejores
centros del mundo y para ganar el futuro, la Universitat Politècnica de València necesita
formar parte de las prioridades políticas reales del país, y necesita que exista una presión
firme de la sociedad sobre esta decisión política".
"El nacimiento de la UPV fue producto del trabajo, la tenacidad, la generosidad y el firme
empeño de unos pocos. A nadie se le escapan las enormes dificultades que a buen
seguro tuvieron que sortear quienes, en apenas cuatro meses, dieron inicio al primer
curso", ha defendido Mora.
Entre los asistentes se encontraba José Pío Beltrán, coordinador institucional del
Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) en la Comunidad Valenciana que
se mostró orgulloso de los cuatro centros de investigación de titularidad compartida con
la UPV: el Instituto de Tecnología Química (ITQ); el Instituto de Biología Molecular y
Celular de Plantas Primo Yúfera (IBMCP); el Instituto de Gestión de la Innovación y del
Conocimiento (INGENIO); y el Instituto de Instrumentación para Imagen Molecular (I3M). Beltrán ha destacado “el papel fundamental social que juegan las universidades
en el ámbito de la educación y la investigación, y cómo a través de su asociación con
entidades como el CSIC, se logran resultados en investigación tan excepcionales como
los de la UPV, entre los que destacan un centro de investigación, el ITQ (CSIC-UPV), con
el sello de excelencia Severo Ochoa, y los reconocimientos alcanzados por
investigadores del CSIC que trabajan en la UPV como el premio Príncipe de Asturias de
Avelino Corma, o los premios nacionales de investigación de José María Benlloch, en el
área de ingenierías, o de Ignacio Fernández de Lucio, en el área de Transferencia del
Conocimiento; pasando por los Advanced Grants del ERC que tienen Avelino Corma y
José María Benlloch, que además es el único investigador europeo que posee un FET
OPEN”.
Asimismo, Beltrán ha querido recordar las 3 spin offs que han generado los centros de
investigación mixtos entre el CSIC y la UPV: PLA S.L., TESORO IMAGING, S.L. y KERIONICS.
Remarcando también la vigencia de 6 proyectos de investigación europeos del 7PM y
del H2020 coordinados por investigadores del CSIC. Por todo ello, a juicio del
coordinador del CSIC en la Comunidad Valenciana, “los citados son poderosos motivos
para sentirnos orgullosos de nuestra colaboración con nuestros socios de la UPV y
celebrar juntos su 50 aniversario”.
50 años de recuerdos
En la sala, estaban presentes los más de cien hombres y mujeres que pusieron en marcha
la UPV en sus inicios, tanto personal docente como de administración y servicios.
Muchos de ellos se han emocionado al recordar los orígenes de la institución.
Sobre las pantallas, se han proyectado imágenes de aquellos primeros años,
contraponiéndolas con el aspecto actual de la Universitat, 50 años después.
Constatando la increíble transformación del campus, el profesor jubilado Manuel López
Pellicer, en nombre de todos ellos, ha citado a Lluís Llach, cuando cantaba: "estic gelós i
content, molt gelós i content de la sort que heu tingut, de la sort que tindreu".
Medalla UPV a Valencia, Alcoy y Gandía
A continuación, se ha recordado a los diez rectores que dirigieron la institución en algún
momento de su historia y se ha procedido a entregar la Medalla de la UPV, el máximo
galardón que otorga la institución, a las ciudades de Valencia, Alcoy y Gandía. Sus tres
alcaldes, Joan Ribó, Antonio Francés y Diana Morant, respectivamente, han sido los
encargados de recibirla.
Ribó ha aprovechado para rememorar los años pasados en la UPV, en la que se formó
como alumno y de la que más tarde fue profesor: "Es un honor volver a la que fue mi
casa y encontrarla convertida en un centro de excelencia, en una de las universidades
que más brilla y que mejor servicio presta a su sociedad. La UPV, como institución, ha
prestigiado a la ciudad que la cobija, y se ha consolidado como una de las mejores
opciones educativas y tecnológicas del país".
Ximo Puig, presidente de la Generalitat Valenciana, que también asistió al evento, ha
querido poner en valor el papel de la UPV al destacar que "las universidades son el eje
de la economía de talento. La innovación, la excelencia, la investigación, el espíritu
crítico, la justicia, la convivencia, la diversidad… todo tiene a la universidad en el centro.
Todo pasa por una universidad potente como la UPV. La Comunidad Valenciana será o
no será en función de la capacidad de sus universidades".

 

Ver más

Share This